Reseña Primera proyección del Cine Club Libertario: El Pueblo Kurdo. Febrero 10 de 2015.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El pasado martes 10 de febrero de 2015, unas 20 personas nos reunimos desde las 6:00pm y hasta las 8:00 pm en el Rincón Cultural El Caracol, centro cultural libertario ubicado en el corazón de la ciudad de Bogotá, Colombia, para inaugurar un nuevo ciclo del Cine Club Libertario organizado por el Colectivo Acción Libertaria (Organización y Lucha), dedicado en esta oportunidad al Pueblo Kurdo, que hoy protagoniza uno de los hechos socio políticos más relevantes a nivel mundial: una revolución social en la región de Rojáva, al norte de Siria.

La actividad inicio con la presentación del programa de este ciclo, cuyo objetivo general no es otro que propiciar el acercamiento a través de los audiovisuales a este pueblo aún desconocido en nuestro medio. Se comentó que las proyecciones, que se desarrollarán todos los martes desde el 10 de febrero hasta el 24 de marzo, de 6:00pm a 8:00 pm en El Caracol, se organizara en siete sesiones diferenciadas divididas en tres bloques temáticos: 1) el primero de ellos, de largometrajes dramáticos sobre kurdos iraquíes e iraníes, 2) el segundo, de documental dedicados el conflicto kurdo en Turquía e Irak y finalmente 3) el tercero, una proyección especial, consagrada a cortos noticiosos del proceso de la Revolución Kurda en el norte de Siria, que se desarrolla hoy frente a nuestros ojos. Aquí se resaltó la existencia de ciertas barreras idiomáticas que no permitieron la selección de un conjunto más amplio y diverso de obras cinematográficas, y en ese sentido la importancia de páginas web como Actualidad Kurda, Solidaridad Kurdistá, Rojáva no está sola y el Comité de Solidaridad con Rojáva y el pueblo kurdo.

A continuación pasamos a proyectar el largometraje dramático iraní “La Pizarra” (2000) de 85 minutos, dirigido por la directora Samira Makhmalbaf, que narra la historia de dos profesores kurdos en la frontera Irak-Irán en la década de los 80s del siglo pasado y los esfuerzos que tienen que hacer para trabajar y  sobrevivir, cuando uno de ellos acompaña un grupo de ancianos refugiados y otro un grupo de niños contrabandistas en su paso por la frontera, en medio de un producción fílmica de impresionantes y áridos paisajes, el realismo social y un tono cercano al documental. Mientras veíamos la película las asistentes compartimos una pequeña merienda de café con galletas.

Una vez finalizada la proyección, pasamos a discutir las características generales de la obra y el ciclo. Por un lado no dejamos de advertir el gran reto que supone para una mujer en el Irán de los Ayatolas posicionarse como una directora de talla mundial, con películas que siguen las conflictivas realidades sociales de su región. Así mismo resaltamos el contexto general de producción de la película, marcado por la guerra entre Irak-Irán de 1980-1988 y la acción genocida lanzada por el régimen de Hussein, financiado, armado y sostenido por  Estados Unidos en esa época, contra la población Kurda del norte de Irak. Aquí varios de los asistentes reflexionaron sobre la situación actual del pueblo kurdo, la dinámica de las guerras civiles en Siria e Irak, la conformación del Kurdistán histórico y las diferencias existentes en el seno mismo de esta comunidad entre los nacionalistas hegemónicos en el norte de Irak y la izquierda del confederalismo democrático que lidera la lucha en Siria y Turquía.

En el espacio se presentó una aguda polémica, pues una persona salió en defensa del gobierno de Bashar al Assad que calificaba de patriótica y anti imperialista y entro a atacar la revuelta popular Siria, a lo que varias personas respondieron calificando de dictatorial y antipopular el gobierno de al Assad, criticando las posturas anti estadounidenses pero no anti imperialistas de ciertos sectores de la izquierda de matriz estalinista que defienden incondicionalmente las políticas de Rusia y China y defendiendo la primavera árabe y el movimiento de liberación kurdo, que hoy frente a nuestro ojos desarrolla una revolución con contenidos socialistas, autogestionarios, federalistas y feministas.

El espacio concluyo con el agradecimiento de las organizadoras a todas las participantes y la invitación por parte de estas a las demás actividades a realizarse en el Rincón Cultural El Caracol, así como la próxima sesión del Cine Club Libertario: El Pueblo Kurdo.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s